Violento atentado contra la familia

7 noviembre 2012 | Categorías: Estatal, Opinió | 987 lecturas |

A cargo de unos presupuestos maquiavélicos imposibles de digerir

Carmen Esbrí – Coordinadora Observatorio Servicios Públicos ATTAC Madrid

El pasado día 7 de octubre, mientras numerosas organizaciones sociales demandaban una vuelta atrás en esta política que atenta contra los derechos humanos más cotidianos de la ciudadanía: enseñanza para los niños, empleo para sus padres, dignidad para discapacitados y ancianos, salud para todos y todas y otras cuestiones que dejan a la familia en absoluta indefensión, algunos cientos de personas salieron a calles adyacentes al grito de “Por el derecho a vivir”. Frente al cromatismo de los cortejos primeros, éstos iban uniformados en potente color rojo por eso de despistarnos un poco más; ya no lo van a conseguir, porque son ellos y su modelo injusto, decadente e insolidario, los que han producido el más violento atentado fratricida que se conozca contra la familia en su totalidad.

El rojo es color que, a este lado del Atlántico, simboliza políticamente izquierda; en EEUU , sin embargo, es el color con el que se marcan los estados afines a su partido republicano, ese que forrado de dólares sacados “a tortazos”, es decir a base de especulación y desorbitada manipulación con todo tipo de negocios desregularizados e incontrolados, ha tintado el mundo de neoliberalismo y poder sobre todo para lo más destacado de su “tea party”, pasando por encima de cadáveres de todas las edades que pertenecen a millones de familias en todo el planeta. Esos cadáveres pueden empezar a amontonarse en España, su España patria, nuestro Estado. Los Presupuestos Generales del Estado (PGE) presentados por el Partido Popular (PP) están en consonancia con ese modelo y dirigidos a eliminar a la población, por tanto a la familia. Por ello y por lo que irá pasando, son cometido de esta llamada de atención como aviso a navegantes, los nuestros, pero también los suyos.

Así que en relación a esas cuentas forzadas y engañosas presentadas al Parlamento y rebatidas en su totalidad por el resto de partidos, damos algunos retazos que evidencia un lanzamiento incontrolado de bombas de racimo contra la familia. Y denunciamos cómo atacan a todos sus componentes; y señalamos a quienes gritan hasta la extenuación “Sí a la Vida” porque no les importa lo más mínimo ninguno de los miembros de esa familia. No les importa la infancia, ni su atención cuando la necesitan; la partida correspondiente a la misma es un monto residual alcanzando el recorte en un año a un 54,3 % , suma del 37,6 % realizado en 2012 y del 16,7 % que refleja este presupuesto para necesidades sociales de 506.429 niños hasta 3 años, según datos el INE. Siguiendo el orden cronológico vemos como estos presupuestos explicitan la desatención a quienes se mueven entre la escuela y la universidad. En la partida para educación aparece un recorte de 12, 3% respecto al año anterior, pero hemos de considerar que el mismo está en un 82 % en relación al 2008. A ello añadimos el encarecimiento de las tasas universitarias y la perversa exigencia del aumento de horas lectivas de los docentes, sumándose esta exigencia absurda a todo lo podado con prácticas que favorecen la enseñanza privada y abandonan la obligación del Estado de mantener una enseñanza pública de calidad. 50.000 profesores más irán a la calle, sumándose a todos aquellos que han ido desapareciendo ya de los centros, para conseguir un ratio alumno-profesor que se retrotrae a mediados del siglo pasado; y para que no quede nada sin destrozar, recortan en más de 10 Mill/€, las cantidades destinadas a becas de comedor; se da el caso de miles de niños que no pueden comer debido a la propia sinergia del empobrecimiento progresivo que esta política de traición procura a sus progenitores. Como simple anotación anecdótica, durante la larga dictadura tras la guerra, las escuelas ofrecían leche a los alumnos para evitar esa desnutrición sobrevenida; esta neo-dictadura no llega ni a eso. Sin salir del entorno educativo, se sustituyen las ayudas de libros por un sistema de préstamos, que dificultan el estudio ya que incluso para prestarlos hay enormes carencias. Como referencia añadida la partida para educación compensatoria, dedicada a alumnos con mayores dificultades, se queda en 53 Mill/€ perdiendo del presupuesto de este año 116,5 Mill/€; por tanto miles de familias, con esta problemática, aumentada por su condición de inmigrante u otras razones que la democracia debería resolver, entrarán en crisis y desasistencia educativa. Las zonas rurales quedarán en más debilidad, ostracismo y soledad; así que volvemos a la España del XIX que tan bien resultó a los burgueses, erigidos a si mismos como únicos poseedores de derechos.

Cuando pasamos al nivel de padres, madres y familiares en edad de trabajar, observamos cómo mientras el paro alcanza ya casi el 26 %, se reducen en un 6,3 % las ayudas por desempleo; millones de personas que están en esta situación, y las que seguirán aumentando la cifra, se verán con insuperables dificultades para mantenerse. Por otra parte, se prevé una decisión política que rematará a muchos, la supresión de los 426 € del subsidio, último recurso para parados de larga duración y semejantes. En muchos ámbitos familiares, puede que añadan a todo ello, un desahucio tramposo que les encadena de por vida a la entidad financiera de turno, incluso practicada por organismos que deben ser públicos y estamos obligados a auditar, como la Empresa Municipal de la Vivienda (EMV) o el Instituto de la Vivienda (IVIMA), ambos vinculados con responsabilidades sociales para consecución de un techo familiar en situaciones más precarias. Así que, mientras se maltrata a la ciudadanía con un bien tan sensible como su hogar, todavía no se ha resuelto algo razonable como la dación en pago, aunque sí ha sido posible un tema complejo como el cambio del Aº 135 de la Constitución vigente, de acuerdo a ello por el pago de una deuda ilegitima, la que alcanza al ámbito privado, que no público, y que está entorno al 80%, se antepone a las necesidades prioritarias de la vida de las personas; así que son las familias las que según esta política destructiva y ambiciosamente economicista están pagándola con un sufrimiento que cada vez se agrava más, porque los intereses de la deuda, también contemplado en estos presupuestos, no tendrán fin y estamos atrapados en una tela de araña que no hemos tejido.

Además estos PGE arremeten con saña contra las acciones paliativas de tipo social para dependientes y discapacitados, violencia de género, rentas mínimas, igualdad de oportunidades, drogodependencias, enmarcados en el ámbito de protección de la Ley de Autonomía Personal o bajo el programa del Plan Concertado de Servicios Sociales Básicos. Todas las partidas económicas quedan extremadamente reducidas y ninguneadas en su dotación . Si hacemos un recorrido desde el 2009 vemos cómo este Plan Concertado es motivo de recortes abusivos denotando la deriva del modelo democrático hacia la primacía del sistema financiarizado; las cantidades dedicadas a ello fueron las siguientes: para 2009 fueron 99,2 Mill./€; para 2010, 97, 2 Mill./€; para 2011, 85,6 Mill./€; para 2012 quedaron en 49, 8 Mill./€ y en el nuevo presupuesto que afecta al 2013, la partida es de tan sólo 30 Mill./€, ¿Como se sujeta el reparto sin abocar a muchos miles de personas a las más pérfidas de las desatenciones, de la soledad, del desamparo en sus necesidades más primarias? ¿Cómo podrán vivir aquéllos dependientes si hay una lista de espera desesperada que no tendrá ninguna solución y la que se le ha venido engañando y engañando?.

El acceso a residencias de los dependientes ya es un sueño irrealizable, salvo para los que tengan suficientes euros en su haber que sean capaces de pagar mes a mes las facturas de las tantas residencias privadas que empresas de toda índole, muchas de ellas propiedad de entidades financieras y grandes corporaciones, han desarrollado como unos de sus más apetecibles negocios cautivos. El resto morirá en su intento de lograr ayuda, antes de que les hayan informado de su plan que tiene un coste primero de 30 € por solicitud. Los cuidadores no profesionales de personas en situación de dependencia verán suprimida la financiación publica de las cotizaciones sociales que les afecta. En definitiva, el presupuesto para la atención a la dependencia que durante el 2012 ascendía a 1.412 Mill./€, en 2013 queda en 1.176 Mill./€, es decir un 16,6% de recorte aunque existe una previsión de 60.000 beneficiarios más, según el IMSERSO. Es de tal calado el expolio que se elimina de un plumazo el servicio de teleasistencia, único modo de contacto al exterior para miles de ancianos y en muchos casos su único modo de solicitud de ayuda ante las emergencias más graves. En el ámbito de los Servicios Sociales Básicos y en relación a la mujer y la igualdad de oportunidades se producirá un recorte de 24,1% mientras se reduce un 21% la cuantía destinada a la Dirección General para la Igualdad de Oportunidades y sin embargo se incluyen dos programas nuevos relacionados con la patronal CEOE, uno para el programa de desarrollo de liderazgo y promoción de mujeres directivas y otro para el fomento del emprendimiento femenino con 250.000 y 300.000 € cada uno. ¿Cuántas mujeres de la familia se verán favorecidas por ellos y cuántos de sus proyectos redundarán en el beneficio social de la familia?

Respecto a la salud, se desprende de estos PGE que no es un objetivo prioritario de este gobierno entregado a la Troika; la partida que le corresponde evidencia el recorte más severo con casi el 23 %. Desaparecen más de veintitrés niveles de empleados sanitarios; sin razón ni inteligencia, se aumentan los horarios del ámbito medico y de enfermería en un manejo sin sentido que somete a los trabajadores a un estrés perjudicial e insalubre para ellos y sus pacientes , dándose casos tan irracionales como los de eliminar los días de descanso tras las guardias de fin de semana y semejantes. Es evidente que no quieren que nos curemos ni que estemos sanos; eligen un modelo de sanidad que logrará que en España haya hospitales de ricos y hospitales de pobre; que las personas afronten sus enfermedades con seguridad de curarlas o que su incapacidad para hacerlo las convierta en candidatas a mejor vida, sobre todo si no tiene trabajo, si son inmigrantes o si son enfermos crónicos. En cualquiera de esas circunstancias lo más probable es que no puedan mantener, a veces ni empezar unos tratamientos que no están al alcance de sus copagos, repagos, requetepagos, y mientras andan guardadas millones de cartillas de racionamiento de copago impresas para control de las compras de los pensionistas en las farmacias; y se deterioran en los almacenes porque el sistema de cobro se hará de otra forma. ¿Quienes van a responder por las facturas de tantas y tantas compras mal hechas, de tantas y tantas compras olvidadas en los sótanos sin que nunca vean la luz? Los mismos miembros de la familia a los que estos presupuestos maquiavélicos están matando por fases. Como puede pasar si una mujer se opera de cáncer de mama, tras lo que recibir quimioterapia correrá de su bolsillo o la nula atención sanitaria para los emigrantes que no están regularizados, saltándose el más mínimo mandato de nuestra democracia en materia de salud y olvidando que el IVA directo también paga la sanidad o la autorización por la Seguridad Social para que se atienda a quien teniendo más de 26 años está desempleado o artilugios como el del nuevo “presidente hereditario y oscuro” de la Comunidad de Madrid que acaba de anunciar la exigencia de pago de 1€ por emisión de receta a los pacientes de esta comunidad. ¿Podemos hacernos idea de en que cueva de ladrones hemos acabado?

!BASTA YA! Este gobierno, se ha adjudicado en virtud de su mayoría electoral, unas atribuciones depredadoras que no tiene ni podemos respetar. Que el PP acapare la mayoría de los puestos del Parlamento con sus 10.830.693 de votos no nos dice ni justifica nada, porque eso no le da ninguna legitimidad para destrozarnos la vida y el futuro a 47.190.493 habitantes del Estado español (datos del INE, 2011), politiqueando por decreto en un país que se define como democrático y en el que el gobierno debe actuar mediante juego parlamentario digno y leal; dos cualidades que ni para sus votantes adquiere, porque ellos serán también pasto de sus manejos.

Estos PGE denotan cómo ni el ente más emblemático de la derecha reaccionaria que nos gobierna, la familia, es objeto de sus desvelos; estos PGE saca con total nitidez a la luz cómo mienten con esa permanente pantomima de amor familiar. No me equivoco sobre ese uso que hace de la misma como fuente de todo tipo de virtudes que su nacionalcatolicismo ensalza por todos los medios, pero sólo para servir de elemento de confrontación o pantalla según qué se pretenda. Así que cuando alguien pregunte como en la película de Pedro Masó: “¿Y la familia?”; la respuesta no puede ser otra que: “Mal gracias , y para peor”. Siento la previsión, pero está en manos de los miles de familias del Estado, de la tuya también, empezar a cambiar este panorama. Debemos recuperar el timón de nuestro futuro; tenemos la obligación de luchar contra la insalubre forma de gobierno de quienes están en el poder, contra la violencia extrema que practican contra los servicios públicos y sociales. Ninguno de ellos son la causa del déficit, sino el objetivo de los tramposos, los poderes financieros y grandes corporaciones orquestadas desde el FMI. Entre tanto, no queremos que los millonarios aparezcan como ilustres benefactores para miles de ciudadanos hambrientos y necesitados con cuantiosas donaciones, sino que tributen en relación con sus ingentes ganancias mediante impuestos a la altura de sus verdaderos beneficios, muchos de ellos fugados a paraderos desconocidos. Eso es lo que exigimos que exista, para que los PGE no sean la pena de muerte de las familias, sino una hoja de ruta capaz de permitir la vida en dignidad de los más de 47 Mill de españoles; no queremos asistencialismo, reclamamos equidad en función precisamente de esa familia y sus necesidades a la que ni la justicia podrá dar cobertura. También quieren convertir la justicia en otro servicio exclusivo de los que pueden costearla, y de verdad que ya empieza a ser realmente cara.

Foto: Juanjo Delapeña

ATTAC Mallorca no s'identifica necessàriament amb els continguts publicats, excepte quan són signats per la pròpia organització.

ATTAC TV

Segueix-nos

Segueix el nostre RSS Segueix-nos a Facebook Segueix-nos a Twitter Contacta'ns
Canal de Telegram

Economía para la ciudadanía

Libros recomendados:

ATTAC Mallorca dóna suport

Crida


PAH

Campanyes d’ATTAC

 


 

A la calle sin miedo

 

A la calle sin miedo

 


 

 

 


 

 


ILP Renta Básica

No a todos los machismos - Forges

Notícies d’ATTAC España

Arxiu