Menu

No he de callar por más que con el dedo… (Francisco de Quevedo)

27 maig, 2011 - Estatal

Carlos Martínez – ATTAC España
Carta abierta a las cúpulas del PSOE:
La dirección socialista ha encontrado una formula mágica para justificar su debacle electoral, la crisis, la crisis es la palabra talismán, pues derriba gobiernos, crea indignación. Pero en el caso del Estado Español, el electorado del centro-izquierda ha dado la espalda a la socialdemocracia.
Bien, pues no es tanto la crisis financiera “internacional” es decir de las potencias centrales y desarrolladas, sino la gestión de la crisis. La gestión de la crisis que han aplicado las dirigencias y gobierno de carácter socioliberal, ha consistido en aplicar a rajatabla medidas NEOLIBERALES. Sabiéndose como se sabe que la crisis la han provocado en su fase actual, los banqueros y los fondos basura y especulativos, así como la burbuja inmobiliaria, en la que también están implicados los banqueros, nada de esto ha sido corregido y/o han depurado responsabilidades.
Las clases populares han visto sus derechos y posibilidades recortadas. Se está transfiriendo de forma escandalosa, rentas de las clases trabajadoras a la banca y la injusticia fiscal campa a sus anchas, pues es sabido que entre las SICAV y los Paraísos Fiscales, los ricos no pagan impuestos, pero exigen privatizaciones, recortes, libertad de despido…, no solo las políticas implementadas para superar la crisis no han sido socialdemócratas, es que no han sido ni siquiera keynesianas.
La Unión Europea que se está construyendo, está alejada tanto del control democrático, como de la más mínima sensibilidad social y, cargándose el capitalismo renano, ha optado por el anglosajón, por la desregulación, la desprotección y para colmo el amparo al negocio de la deuda mediante rescates o la implantación de planes tipo FMI, semejantes a los que hace una década arruinaron a la Argentina. Es decir que los bancos privados saquen tajada de la deuda pública, que a falta de una auditoría, podemos señalar que en un gran porcentaje es privada.
Resumiendo, ¿acaso se podía pedir el voto tranquilamente a un o una huelguista del 29 de Septiembre, o a las y los manifestantes del 15 de Mayo?
Si el PSOE no cambia profundamente pronto alcanzará resultados similares a las históricas derrotas de sus homólogos europeos. El problema no son los candidatos, son las políticas y los programas. El problema es que las fuerzas transformadoras del siglo XXI comienzan a ser otras.
La ciudadanía ha hablado y a su manera a dicho no, todo lo demás son excusas de mal pagador o ausencia de autocrítica de personas que viven en otro planeta.
Hay que refundar LA IZQUIERDA. Las izquierdas plurales y alternativas al neoliberalismo imperante, solo podrán ser muy participativas, abiertas, populares y populistas, no dogmáticas, no sectarias y con un leguaje y definición diferentes. Se necesita una carga de pensamiento basada en la reivindicación democrática participativa, el republicanismo y el cambio de paradigma económico, hacía lo verde y sustentable. Mientras tanto, hay que levantar y construir serias resistencias de las clases populares y hay que identificar claramente el enemigo, y éste es la banca, los poderes especulativos financieros, las grandes transnacionales y las ideas xenófobas, autoritarias y conservadoras de las derechas. El PP, engaña, miente y es descaradamente neoliberal, pero en estas elecciones ha dicho lo contrario de lo que iba a realizar, y mucha gente, por hartazgo, cabreo o búsqueda de la seguridad que da ser lacayo de un rico, les ha votado.
Hace falta mucha pedagogía política y las izquierdas la han abandonado, si bien los movimientos cívicos, menos mal, la hemos recuperado.
La renovación de ideas progresistas, de izquierdas y transformadora, está pues ahora en las calles, los blogs y los sitios de la red. Si las cúpulas políticas que afirman no ser conservadoras, nos ven como enemigos, es su problema o bien que han cambiado de bando. Si nos intentan manipular ya han fracasado de antemano.
La liberación de los pueblos de las trabas del capital y la opresión, está en sus manos, pero es que siempre ha sido así.
Lo que no se puede negar es que han aparecido nuevos actores políticos y esta realidad ha llegado para quedarse, por que los tiempos están cambiando.
Carlos Martínez es Politólogo y socio de Attac España

ATTAC Mallorca no s'identifica necessàriament amb els continguts publicats, excepte quan estan signats per la pròpia organizació.